Golpes en el pensamiento

No hay mejor final para un viaje como este que conducir bien lejos con “Maná” de fondo…

Parece mentira que un año entero de trabajo se resuma en un día como éste; y si me apuras, que toda tu vida se resuma en una mera nota en un tablón (y de fondo escucho: “sigue lloviendo, sigue lloviendo”).

Este ha sido un viaje de nervios, muchos nervios, pero shhhh…. (nadie debe enterarse de ello) porque todo es una guerra psicológica en la que ganas o pierdes, y todo por una mera décima (o lo que es lo mismo) una nota más afinada que la del de al lado, una casillita más marcada correctamente o la pura suerte de que no te pregunten el estudio que tantos quebraderos de cabeza te ha producido…

Parece mentira, pero a veces me lo replanteo todo (¿realmente es esto lo que yo quiero? ¿ésta es la gente de la que quiero estar rodeada?). Seguramente es porque soy poco sociable pero odio a la gente que necesita manifestar que domina alguna materia hablando únicamente de ella. ¡Vale, yo he dado una asignatura entera de Literatura Medieval, pero no por ello te rayo la cabeza con el “Libro de Buen Amor”, “Laberinto de Fortuna” ni con el “Corbacho”…!

(y de fondo escucho: “sola, sola con su espíritu, sola, sola con su amor el mar”)

Opino que actualmente hay dos tipos de artistas, los que necesitan ser íntegramente y únicamente músicos, bailarines, pintores, poetas… y por ello sólo hablan de la materia que dominan (no os engañéis, es porque sólo saben sobre eso); y los que saben completar su propia vida y la de los demás con su arte… Yo me quedo con estos últimos, y he conocido muchos, así que no pierdo la esperanza de que no se extingan entre toda esta metralla de apariencia y politiqueo.

Yo soy esto, y esto es lo único que vas a ver. Me sigue repateando que muchas veces, esa décima más de la que hablaba antes, sea para los pedantes que únicamente saben exponerse ante los demás como los mejores y no para las buenas personas que luchan como jabatos (porque saben que esto es difícil para todos).

No oséis decir que vais a suspender cuando sabéis que tendréis la mejor nota, agghhh… Ese tipo de cosas no hacen más que crisparme, se ve que no estoy hecha para tanta hipocresía moral…

Qué se le va a hacer, supongo que seguiré hacia delante teniendo la esperanza de que los míos y yo podamos superar la puta mera décima que te hace ser un tipo de persona u otra:

APTO / NO APTO.

(y de fondo escucho: “labios compartidos, labios divididos…”)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s